Cincuenta temas que probablemente bailaste en los noventa (quinta parte)

 Esta es una recopilación siempre en marcha de una de las obsesiones enfermizas del autor de este blog: la música dance de los noventa. Para leer las entregas anteriores y posteriores y sus introducciones pertinentes pincha en los correspondientes enlaces:

Parte 1 | Parte 2 | Parte 3 | Parte 4 | Parte 6 | Parte 7 | Parte 8Parte 9 | Parte 10

41.- Double Vision – Knockin’ (1995)

En 1993 Carol McCloskey, valenciana nacida en Londres, y DJ Pedro Cervero fundaron Double Vision en el contexto de la escena dance valenciana, la Ruta Destroy, que por entonces estaba ya en plena decadencia. El techno simpático y que huía de la oscuridad típica en el sector tuvo bastante éxito en la Ruta, pero se hizo extremadamente popular durante unas cuantas semanas en Centroeuropa. Knockin’ fue top 5 en Alemania, Holanda y Bélgica, y número 1 en Austria durante siete semanas consecutivas. Como solía pasar en el mundillo Eurodance, la popularidad se fue tan rápido como vino. Un único éxito que entró por los pelos en las listas europeas (All Right) y luego nunca más se supo. Sigue leyendo

Europa en Stop-Motion

Recuperando la tradición de poner los dientes largos a la audiencia los viernes, hoy os traigo este anuncio de Topdeck, que no me paga por la publi gratuita pero bien podría hacerlo si fueran un poco enrollados. Espero que despierte vuestro wanderlust. ¡Feliz fin de semana!

Bailando con cien personas a lo largo de EE.UU.

¡Es viernes! Aunque la verdad es que todos los días laborables de esta semana lo han sido un poco. Y para celebrar algo que sucede al menos 52 veces al año hoy os traigo aquí este divertido vídeo de ProjectOneLife, un canal del Youtuber Matt Bray cuyo objetivo es “vivir a vida a tope y pasarlo bien” mientras tachan de su lista de “cosas que hacer una vez en la vida” asuntos como jugar al billar disfrazado de hombre lobo o recibir un tartazo en la cara. Aparentemente una de las tareas a tachar en la lista era hacer un vídeo bailando con cien personas diferentes la misma coreografía tontorrona (quizás la idea os sonará de algo que hace un tipo que también se llama Matt). Así que dedicó dos meses a ello, viajando por EE.UU. y Canadá, y el resultado fue este:

Para grabar el vídeo de manera que fuera posible editarlo dando apariencia de continuidad al bailecito pese a los saltos espaciotemporales, utilizó una tecnología punta que describe en el vídeo “behind the scenes“: una pegatina en el visor de la cámara:

bailevideo1

Del mismo youtuber podemos encontrar otros vídeos bailongos: 100 días bailando en su dormitorio y la misma coreografía en cien sitios distintos. Ideal para perder el tiempo un viernes por la tarde. ¡Feliz fin de semana!

 

Matt Harding ha sacado nuevo vídeo y es tan genial como siempre

Sube el volumen y disfruta

Una vez más, y ya van unas pocas (ver vídeos de 2013, 2012 y 2008 aquí mismo, o aquella maravillosa vez en la que bailó una sardana) Matt Harding ha sacado nuevo vídeo. Da la misma envidia (o más) que todos los anteriores, y en general mola un montón, como todos los anteriores también. Matt visita algunos de los países que todavía no estaban en su lista (Cuba, Kazajistán, Ghana, Omán), pero la mayor parte del vídeo transcurre en Estados Unidos y Europa Occidental. Algo más de cuatro mil personas han participado en la financiación del proyecto a través de Kickstarter, un éxito monumental que le ha permitido bailar con cientos de seguidores alrededor del mundo. Una vez más, Matt Harding lo peta muy fuerte y nos da ganas a los demás de cerrar el portátil y ponernos a hacer autostop en la carretera más cercana.

Via | WhereTheHeckIsMatt

La caótica belleza de Hong Kong, en Time Lapse

Desde la factoría de Kiril Neiezhmakov nos llega este fantástico vídeo de Hong Kong en Time Lapse e Hyperlapse que muestra una ciudad trepidante como pocas: Hong Kong, la antigua colonia inglesa convertida hoy en una de las dos ciudades más prósperas de China (no hace falta que diga que la otra es Macao). Autobuses, tranvías, barquitos tradicionales, rascacielos y neón en un vídeo perfecto para despedir la semana. ¡Feliz finde a todos!

Via | Mis viajes por ahí

Otros Vídeos Viajeros en Fronteras

La vuelta al mundo, a vista de dron

Hace un año al incombustible viajero, escritor y bloguero-de-los-que-dan-envidia-de-la-mala Paco Nadal se le ocurrió comprase un dron para grabar tomas espectaculares en sus viajes. Esta semana lo ha celebrado colgando este vídeo en su blog, en el que muestra las tomas más espectaculares que ha conseguido en sus viajes por once países de los cinco continentes. De Kazajistán a Perú y de Groenlandia a Murcia, pasando por Namibia

No rabiéis demasiado de la envidia. ¡Feliz fin de semana!

Más: El blog de Paco Nadal.
Paco Nadal en Youtube.

Paco Nadal ya ha aparecido aquí un par de veces: como el primer español que pisó la Micronesia Española, y en una hilarante recopilación de toponimia extravagante española.

Si tienes un rato para perder, échale un ojo a la sección de Vídeos Viajeros. Te gustará.

Cuarenta temas que probablemente bailaste en los noventa (cuarta parte)

Esta serie de entradas es parte de una obsesión del autor por la música dance de los noventa. Si por casualidad no has leído las entregas anteriores y posteriores de esta prodigiosa lista, ahí van: Primera Parte | Segunda parte | Tercera parte | Quinta parte | Sexta parte| Séptima parte | Octava parteNovena parte  | Décima parte

31.- Sin with Sebastian – Shut up and sleep with me (1995)

La música de baile de los noventa, al menos su parte más eurodancera, está plagado de one hit wonders, como un repaso a esta larga lista de éxitos puede demostrar. Sin with Sebastian reventó las listas a lo grande allá por 1995 con esta canción ñoña, rosadita y chiclosa con un videoclip de estética queer para acompañarla. Fue número uno en Finlandia, España y Austria, y llegó al top ten de otra docena de países. Sebastian Roth, que ese es el nombre real del alemán detrás de este tema, siguió trabajando hasta 1997 con el mismo nombre, pero no repitió ni remotamente el éxito del Shut Up, ni tampoco cuando en 2007 recuperó el nombre artístico con otros compañeros de viaje.

Sigue leyendo